RETROcediendo en el tiempo #95: Boogerman (1994)

No hay nada más natural que el cuerpo humano. Aunque no quiere decir que sea agradable lo que produce. Lo que es seguro es que a los niños les hace gracia. ¿Sabéis a qué me refiero? A los gases -por ambas salidas-. «Boogerman» tiene mucho de esto y, aunque parezca mentira, el protagonista es un superhéroe con los gases como superpoder. Creo que sus comidas en casa de la abuela llevaban mucho fundamento (rico, rico). NOTA: No apto para escrupulosos.

 

«Boogerman: A Pick and Flick Adventure«, nombre completo de este videojuego, es un título del género de plataformas creado por Interplay Entertainment para Sega Megadrive en 1994 y SNES de Nintendo en 1995.

Este personaje apestoso y divertido apareció también fuera de su videojuego en Clayfighter 63 1/3 como personaje seleccionable. Incluso se plantearon en 2013 realizar un reboot de Boogerman para llevarlo a las consolas de nueva generación -la actual- para revivir al personaje manteniendo la esencia del scroll lateral y, por supuesto, sus gases. Pero no se consiguió alcanzar la meta: ENLACE. Hay personajes que es mejor no despertar del pasado. Y continuando con extrañas apariciones, aquí tenéis el anuncio de televisión de Boogerman:

 

 

https://www.youtube.com/watch?v=t0rN_xaKvAM?rel=0

 

Para terminar con las curiosidades, a continuación tenéis tres códigos que he encontrado para la versión de Sega Megadrive. El primero no consigo que funcione y el segundo no lo he podido probar al no tener segundo mando. El tercero sí me funciona sin problemas. Por favor, si conseguís los dos primeros, dejadlo en los comentarios.

  • Traje de Super Boogerman: A + A + B + B + C + B + ARRIBA + ATRÁS + A + ARRIBA + B + ADELANTE (en la pantalla de presentación).
  • Modo Vuelo: A + B + C + START (en el controlador 2). Para volver al modo normal, repetir.
  • Seleccionar nivel: ARRIBA + ABAJO + IZQUIERDA + DERECHA + C + B + A (en cualquier nivel sin pausar).

«Era una oscura y tormentosa noche. El profesor Stinkbaum tenía una máquina en proceso de construcción y sería capaz de salvar al mundo de la contaminación enviándola a la dimensión «X-Crement». Snotty Ragsdale, nuestro protagonista y millonario excéntrico, consigue trabajo limpiando el lugar para investigar sobre la máquina, que no le inspiraba ninguna confianza, y el origen de la contaminación. No obstante, le entra una mota de polvo en la nariz y al estornudar rompe la máquina y un largo brazo aparece para llevarse la fuente de energía de la máquina. Tras ponerse su traje verde -cual Superman al volver del baño-, pone rumbo a la otra dimensión para encontrar respuestas.»

Jugar a Boogerman es muy sencillo. Lo que no lo es tanto es terminar los niveles con éxito, como sucede con la mayoría de videojuegos del género de la época. Tenemos un botón para saltar -o volar- y matar a los enemigos a culazos, otro para eructar y tirarnos pedos y el último es para lanzar mocos cual perdigón. Genial, ¿no creéis? En nuestro camino, encontraremos desatascadores, que nos darán más puntos. También hay guindillas, que nos permiten lanzar gases, por ambos orificios, con llamas -ahora somos pirómanos también-, y leche que nos ayudará con los mocos, pues se lanzarán más rápido. Para volar necesitamos la guindilla y para tirarnos pedos, debemos apretar el botón de los eructos mientras estamos agachados. En resumidas cuentas, tenemos un culo capaz de romper nueces, pedos más letales que los de una vaca, eructos que son capaces de romper muros y mocos más letales que las balas de Lucky Luke. Cuando empecéis a jugar pensaréis: «¿Dónde leches me han metido?». Pero poco a poco os iréis enganchando y contagiando de la magia de Boogerman. 

Boogerman consta de cinco fases, cada una más extraña y asquerosa -es lo que buscaban los creadores- que la anterior. Son las siguientes:

  • Pantanos Flatulentos: Este mundo oscuro es casa de árboles pegajosos y pantanos lodosos. Será donde debutaremos en la aventura. Hick Boy, el jefe de este mundo, usa una gallina como boomerang para atacar a aquellos que entran a su territorio.
  • Los Fosos: Las paredes de carne y los pasillos de músculo empapelado son vigilados por Revolta, una mujer espía con una pasión por Boogerman.
  • Boogerville: Este desmoronado pueblo es el hogar de los ciudadanos goblin de la Dimensión X. Tienen a Fly Boy para mantener a su pueblo como un podrido y apestoso agujero.
  • Montañas Mocosas y Cavernas Nasales: Cuentan con peligrosos, e interminables precipicios, a través del pasaje nasal ocasional te llevan a las pegajosas cavernas. Deodor Ant vigila estas minas mocosas.
  • Palacio del Pus: Ésta es la casa de Boogermeister, el villano que robó la fuente de electricidad de la máquina de contaminación. El majestuoso palacio es decorado en verde (muy popular el color de la región) y es sólo viscoso como el mismo Boogermeister.

 

Mis conclusiones

¿Qué hay de malo en un eructo o un pedo? Son «productos naturales de nuestra cosecha». No es nada malo. Aunque esto no quita que sea de mala educación hacerlo delante de la gente. Sin embargo, no veo necesario montar una escena cuando a alguien se le escapa un gas SIN QUERER, sea por relajarse o por un problema intestinal, cuando no lo podía remediar. Hay que vivir riendo y feliz. Sino que se lo digan a una persona que conozco y sus «eructos con copyright».

Boogerman es una aventura para disfrutar con amigos y reir. ¿Que te cansas de morir? Pasa el mando a tu amigo y que vaya jugando él mientras tú te relajas. Lo que me recuerda: ¿Sabíais que querían que Boogerman fuera para dos jugadores pero por falta de ideas para el personaje se eliminó de la versión final? Ahí tenéis un dato extra para los fieles que leéis hasta el final. 😉

Concluimos este gastronómico (?) episodio con este pequeño gameplay en que Detuned jugó a este título en Periscope por recomendación mia y podréis ver la reacción de Dogma donde me envía un poco a freír espárragos pero luego me acompaña, ya que termina gustándole -estos chicos ya son como de la familia-: ENLACE.

También tenéis este gameplay jugado más a fondo con los primeros niveles de Boogerman. Aquí podréis ver mejor la dificultad del juego:

https://www.youtube.com/watch?v=4AWbz4zjaao?rel=0

Laura Ginestar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas