RETROcediendo en el tiempo #21: Oddworld Abe’s Oddysee

RETROcediendo-en-el-Tiempo-21-Oddworld-Abe's-Odysee-bannerEn 1997, salió uno de los primeros videojuegos importantes de la primera consola de Sony. A pesar de tener una historia bastante simple, “Oddworld Abe’s Oddysee” puede darte un buen quebradero de cabeza si no eliges tu estrategia correctamente.

 

“Abe, nuestro protagonista, es el conserje de una fábrica de carne procesada llamada “Rupture Farms” en la que vendían sus propios productos. Los primeros productos tuvieron mucho éxito, pero el último fue un fracaso. Así que la empresa se puso a pensar en uno nuevo. En una reunión se decidió de qué estaría hecho. Abe espió para enterarse primero que nadie, pero descubrió algo que no hubiera deseado nunca… El próximo producto iba a ser de carne de Mudokon, su especie. Para colmo, una cámara de seguridad lo detectó. A partir de ese momento debía decidir el destino de su raza: escapar él solo o salvar a los otros 99 Mudokons de Oddworld.”

La mecánica es muy simple y muy difícil a la vez. Debemos movernos en un plano en 2D que al mismo tiempo tiene profundidad, es decir, que puede que al entrar por una puerta salgamos al pasillo que parecía decoración. Abe tiene el poder de poseer a los Glukkons. Sin embargo, poco a poco va consiguiendo más poderes conforme va avanzando la historia. Un chamán “majete” llamado Bigface – ¿por qué será?– nos ayuda y nos pone a prueba para lograr convertirnos en el salvador de nuestra raza por la puerta grande. Además, también nos acompañará durante algunas fases del juego una adorable criatura llamada Elum. Para liberar a nuestros compañeros, debemos encaminarlos hacia unos portales marcados por unos pájaros que dan vueltas en círculos. El funcionamiento de este título no tiene mucho misterio. Todo depende del buen manejo que le demos a nuestro mando saltando, corriendo y lanzando bombas y a nuestra cabecita.

oddworld abe's oddysee - escenario

Mis conclusiones

“Oddworld Abe’s Oddysee” tiene dos finales, uno bueno y uno malo. Todo depende de si salvamos a nuestra raza al 100% o, por el contrario, ignoramos la realidad y escapamos solos. Inconscientemente, el creador nos está diciendo que está muy bien salvarnos nosotros, nuestro objetivo primordial es la supervivencia, pero también debemos salvar a los demás si queremos hacer las cosas bien. Es decir, hay que ser más buenos con aquellos que se lo merecen. Debemos demostrar a lo largo del día a día lo que nos importa nuestra gente cercana. Esto, por desgracia, se está perdiendo con el paso del tiempo y cada vez nos estamos convirtiendo más en “carne procesada” precisamente por ignorar la realidad y pensar: “ya pasará, todo está bien”. Debemos dejar de prestar tanta atención a las “maquinitas” y prestar más atención a nuestros seres queridos.

Ahora, disfrutad del sonido de inicio de PlayStation 1 y del final bueno de esta entrega. Si queréis ir directamente donde empieza el juego, adelantad el video hasta el minuto 32.

Laura Ginestar

Todos dicen que soy friki pero yo me considero más bien otaku. Me encanta Kingdom Hearts, el gore, el shoujo y Vocaloid. Pienso que la vida sin anime, libros de fantasía o videojuegos sería MUY aburrida. Gracias a que en casa tenía una NES y al anime que se televisaba he podido conocer este mundo en 2D. No tengo preferencias en consolas y, para mí, lo más importante en los juegos no es que tenga unos supergráficos sino una historia que te llegue al corazón.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas