Overcooked! vs Overcooked! 2

Hacía tiempo que tenía este análisis en mente. Overcooked es un juego que me encanta y quería enseñaros, desde mi punto de vista, los pros y los contras del título original de la secuela, en conjunto y por separado. Empezaré con una breve presentación de las dos compañías que dieron a luz esta hermosa saga. Así que si queréis ir directamente al análisis, podéis saltaros esta primera parte.

 

Team17 Digital Ltd.

Team17 es una empresa británica que nació en 1990 de la fusión del editor británico 17-Bit Software y el desarrollador sueco Team17. Su primer lanzamiento fue Full Contact para el ordenador Amiga en 1991. Su primer momento de gloria fue en 1995 con Worms, el cual se convirtió en franquicia y a día de hoy todavía se siguen lanzando entregas. Son los desarrolladores de Lemmings, Alien Breed y The Escapists. Y han publicado la saga Yooka-Laylee y My Time at Portia.

 

Ghost Town Games Ltd.

Ghost Town Games nació en 2015 con Overcooked! como su juego de estreno. Hasta la fecha, no han desarrollado más títulos aparte de estos dos. A diferencia de Team17 que ya cuenta con 2 oficinas y 140 personas en ellas, Ghost Town Games solo cuenta con tres personas. Este si es de verdad un estudio indie, ¿verdad?

 

Overcooked!

Lanzado el 3 de agosto de 2016, tuvo el verdadero empujón cuando un montón de youtubers influencers empezaron a jugarlo. Gustó muchísimo, pero podría ser mejor. Por esto lanzaron la secuela dos años después.

Una albóndiga gigante conocida como La Bestia ha despertado y después de tanto tiempo durmiendo tiene muchísima hambre. Somos los encargados de alimentarlo, pero ¡Oh, no! ¡No tenemos la suficiente habilidad para llevar a cabo tarea de tal calibre! El rey Cebolla nos envía de regreso al pasado (no para ir a un baile de fin de curso) para adquirir todos esos conocimientos que nos faltan y enfrentarnos al temible monstruo durante el apocalipsis. El fuego se paga a parte.

Hasta el infinito y más allá

Tal como explicaban en entrevistas y redes sociales, lo que busca el juego es tener más títulos para jugar en compañía. Y, sin lugar a dudas, lo premia. Incluso cuándo juegas tú solo, te aparecen dos cocineros. Tienes que ir cambiando de uno a otro e ir manteniéndolos ocupados para optimizar el tiempo. Justo antes del último escenario/nivel de dificultad se nota mucho la necesidad de un segundo jugador para terminar satisfactoriamente la fase sin terminar exhausto o ganar por suerte o casualidad. Incrementa muchísimo la dificultad al estar solo respecto a estar con alguien más manejando el segundo mando. La pega es que el multijugador es local, por lo que tienen que estar en el mismo ordenador o la misma consola -o jugar con parsec-.

El mapa no es ni pequeño ni grande. Tiene el tamaño idóneo, ya que varios niveles lo repetiremos para conseguir más estrellas para desbloquear los siguientes niveles. Los escenarios ponen a prueba todas tus habilidades como jugador: casas encantadas oscuras, hielo, terremotos que parten el suelo en dos, cocinas en movimiento en la carretera y en el espacio…

En estos escenarios pueden pasar dos cosas: que te cabrees lo más grande y cierres el juego o que te rias como nunca y vayas a por tu siguiente ración de muertes. Por esto, es importante medir las horas que se juegan seguidas y saber comunicarse con el compañero o, en su defecto, saber llevar a ambos cocineros a la vez. Lo que nadie me puede discutir por muchas veces que fallemos, es que la música del menú de inicio siempre nos sacará una sonrisa.

Es más difícil de lo que parece…

Overcooked! 2

El plato fuerte de la saga -por el momento-. La primera entrega, pero mejorada, y con el contenido que le faltaba. Un gran mapa por explorar y sacarle el máximo partido. Eventos en fiestas que lo ayudan a crecer y mejorar y, cómo no, también hay DLCs para tener los personajes chulos. Pero no os pongáis las manos en la cabeza, ya que hay DLCs que también traen personajes y son gratis. Porque sí, amigos. Hay contenido que se obtiene como recompensa por el esfuerzo. Es bonito ir desbloqueando contenido a medida que avanzas por el mapa.

El Pan Demonium ha resurgido y viene directo a por nosotros porque tiene hambre. El rey Cebolla necesita que volvamos a ponernos manos a la obra con lo que ya sabemos y con las nuevas habilidades y máquinas que nos han sido concedidas en esta ocasión para salvar todas las regiones de nuestro preciado mundo. ¡No dejes que entren en tu casa sin que te enseñen la patita primero!

Respecto al material añadido en los mapas, hay un objeto que me encanta y otro que detesto con toda mi vida. Tened en cuenta que muchos objetos que son del juego realmente son de DLC, es decir, que no vienen en el juego base y no necesitáis preocuparos por ello si no compráis los DLCs. El que detesto es el ascensor. Aunque en parte puede ser porque me falta aprender a usarlo bien y, mientras tanto, me frustro porque me da más penas que alegrías. No iba a ser todo fácil. Notaréis la importancia de saber manejarlo en un nivel secreto del perro Kevin, ya que será el medio de transporte y comunicación de la sala de cortar y entregar los platos con la cocina donde están los fuegos y será muy fácil perder pedidos a causa de no saber optimizar los viajes y que se quemen varios platos -y la cocina en general-.

Paracaidismo a otro nivel

El objeto que me encanta es la pistola de agua. Este objeto sí es de DLC. Aparte de divertirte molestando a tu compañero -lo siento, Pedro. Te toca aguantarme-, este aparato sirve para lavar los platos en cierto tipo de escenarios. Se introdujo en el DLC Surf ‘n’ Turf. Este DLC también introdujo el soplador de aire (fuelle) que sirve para avivar el fuego cuando estamos haciendo kebabs. Además, como empuja lo que toca, si la comida se te queda atascada en un fuego, un armario o donde sea, le das un pistoletazo y saldrá disparado. Desgraciadamente, no sirve para apartar a la maldita conga y al maldito dragón de año nuevo.

A pesar de la diferencia entre el menú de inicio de un juego y otro, ambos dan la misma sensación de calidez y seguridad, lo cual va bien para poder coger aire para lo que te espera en el juego. La historia de ambos es buena. Son esas historias que difícilmente se te olvidan. Sin embargo, recordando cómo fue jugar el primero, el segundo me sabió a poco. El final es más fácil que otros niveles de mitad de juego y ni punto de comparación con el final de la primera entrega. Quizá lo siento así porque la primera entrega la jugué sola, pero gente que conozco que lo jugaron en compañía, sintieron lo mismo en su momento. Aun así, Overcooked! 2 tiene un nivel que nunca nos cansa a Pedro y a mi: el 4-1. Es el que mejores momentos nos ha dado y, siempre que podemos, nos echamos “un 41”.

No me olvido de mencionar el New Game+. Los que jugaron Chrono Trigger conocerán este concepto. En este caso, se trata de un elemento/dificultad añadido al juego con el que, al terminar la historia principal completa, se nos desbloquea una cuarta estrella en cada nivel. Es muy difícil conseguirla en algunos niveles, incluso diría que están enfocadas a estar 4 jugadores y no menos. Desde luego, esto añade ese grado de dificultad que le faltaba. Imagino que lo organizaron así para que, tanto jugadores casuales como los más expertos, puedan disfrutar del juego. Esto se añadió un mes después de su lanzamiento aproximadamente, al igual que también añadieron el modo supervivencia y contrarreloj en la historia.

A parte de esto, también tenemos el modo arcade para jugar niveles sueltos de la historia sin tener que conducir por el mapa, y el modo versus que ya estaba en el primer título. En él, podemos jugar de 2 a 4 jugadores. En caso de ser dos, cada uno usará dos personajes clon, como al hacer el modo historia en solitario.

Lo bueno de tener que tirar los ingredientes obligatoriamente, es que si le quieres pegar a alguien a propósito, puedes decir que fue sin querer y quedáis tan amigos 🙂

Opinión final

Ambos juegos son muy buenos. Son capaces desde unir amigos hasta de romper amistades. Todo depende de la comunicación que haya y de que los jugadores busquen el mismo fin. Si me tengo que quedar solo con uno de los dos títulos, me quedaría con la secuela por el amplio contenido que tiene y por la posibilidad de jugar online que es lo que le faltaba a la primera parte.

No obstante, si el online te da igual o puedes prescindir de él y/o no tienes mucho dinero para pagar el juego base y los DLCs que añaden niveles y modos de juego extra, el primer juego también te traerá horas de diversión jugando en casa con amigos o tú solo y te dejará muy buen sabor de boca, aunque si juegas solo se te hará un poco cuesta arriba. Si se colocan las especificaciones de gráficos al mínimo y tienes como mínimo un ordenador de oficina actual, tu ordenador lo podrá hacer funcionar sin gran complicación.

Laura Ginestar

Todos dicen que soy friki pero yo me considero más bien otaku. Me encanta Kingdom Hearts, el gore, el shoujo y Vocaloid. Pienso que la vida sin anime, libros de fantasía o videojuegos sería MUY aburrida. Gracias a que en casa tenía una NES y al anime que se televisaba he podido conocer este mundo en 2D. No tengo preferencias en consolas y, para mí, lo más importante en los juegos no es que tenga unos supergráficos sino una historia que te llegue al corazón.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas